Blogia
Cierzo
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

Llamamiento urgente

Enviado por Centro de Derechos Humanos 'Fray Matías de Córdova' A. C. a través de Red Solidaria por los Derechos Humanos

Tapachula,Chiapas. Octubre 7, 2005

A las organizaciones humanitarias nacionales e internacionales

A las organizaciones nacionales e internacionales protectoras de derechos humanos

A la comunidad internacional e internacional

El Centro de Derechos Humanos "Fray Matías de Córdova" A. C. hace un LLAMADO URGENTE a las instituciones humanitarias, organizaciones protectoras de los derechos humanos y a la comunidad internacional y pide ayuda solidaria con nuestros hermanos y hermanas que se vieron afectados por las intensas lluvias ocurridas en la zona costera y fronteriza sur de Chiapas debido a la presencia del ciclón Stan que ha ocasionado severos daños.

El martes tres de octubre se decretó en Tapachula una alerta general por parte de las autoridades civiles y militares a fin de evacuar a la población de las zonas bajas del municipio ante el aumento en el nivel de las lluvias que desde hacía mas de una semana afectara severamente la franja costera del Estado, ocasionando severos daños a la población de la región. Ese mismo día el Río Coatán se desbordó con una velocidad impresionante arrasando con el principal hospital del IMSS que fue prácticamente inundado, con personas que vivían en la zona cercana al río que no pudieron salir a tiempo, viviendas aledañas, vehículos, cultivos, animales, electrodomésticos y muebles varios.

La persistencia de las lluvias en la zona costera y el aumento de las mareas en el puerto a afectado a un sin número de pobladores. Los cuerpos de rescate no se dan abasto para brindar el apoyo. La intervención de Bomberos, Protección Civil Estatal, Policía Sectorial, Servicios Auxiliares de Emergencia (SAE) y elementos de la Armada y Ejército Mexicano han sido insuficientes para brindar la ayuda necesaria.

Según informes de los medios de comunicación local las autoridades han priorizado la ayuda a la zona baja que esta sufriendo el mayor daño. Sin embargo, la zona media y alta también se ha visto afectado por los deslaves y la incomunicación que prevalece, donde al parecer no se esta dando apoyo.

Debido a la caída de los puentes que comunicaban a la ciudad de Tapachula con el resto del país y Centroamérica, actualmente se encuentra prácticamente incomunicada la ciudad vía terrestre. La comunicación telefónica local fija funciona irregularmente dificultando las llamadas nacionales e internaciones. Lo mismo ocurre con el servicio de internet y telefonía celular que se encuentran suspendidas periódicamente.

La información sobre el número de afectados por el desastre no es clara. Datos de los medios señalan que son ya cerca 40 las colonias de Tapachula dañadas por el desborde de los ríos y que el número de afectados es de cerca de 50 mil personas. En los albergues se dice que hay entre 15 y 25 mil personas damnificadas y que se encuentran saturados.

Las lluvias han impedido el conteo preciso y sigue aumentando el número de afectados, daños materiales, personas fallecidas y desaparecidas.

El número de personas desaparecidas y fallecidas aún es indeterminado.

En la ciudad de Tapachula empiezan a escasear los víveres, combustible –gas y gasolina- y agua. La red de agua potable se averió por lo que se suspendió el servicio. Los supermercados han empezado a racionar sus ventas y algunos negocios han aumentado hasta en un 100% sus costos y no aceptan más que dinero en efectivo. Algunos bancos han suspendido el servicio por "carecer de sistema" y no cuentan con alternativas para dar a los usuarios dinero en efectivo. La población en general empieza a entrar en pánico ante la posibilidad de que se agudice la carencia de alimentos y falta de recursos.

En este contexto de alarma se denuncian saqueos en domicilios y comercios establecidos, asaltos en taxis y anomalías en la distribución de los víveres.

Se han habilitado cerca de 15 albergues en la ciudad por el gobierno y sociedad civil para atender a los afectados. Las necesidades son muchas. Los recursos insuficientes. Entre las necesidades más importantes destacan la carencia de alimentos, agua potable, papel higiénico, pañales de bebé, ropa, sábanas, colchonetas, cobertores, arroz, frijol, aceite, y otros productos básicos.

A todos aquellos que desean enviar ayuda humanitaria la zona afectada se les informa que pueden hacerlo mediante donativos económicos depositando a la cuenta número 78 69132 , sucursal 130 de Banco BANAMEX a nombre de Diócesis de Tapachula AR poniéndose en contacto con el padre Arturo Martínez en Parroquia de San Felipe al teléfono (01 962) 62 6 56 24.

Se les pide que tratan de enviar principalmente ayuda en especie ya que en la zona están escaseando, para ello pueden coordinarse con la Oficina de Cáritas en la ciudad de México.

Igualmente que envíen esta información a sus contactos nacionales e internacionales.

Muchas gracias por su apoyo solidario.

Atentamente,

Centro de Derechos Humanos Fray Matías de Córdova A.C.

Email: fraymatias@prodigy.net.mx
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres