Blogia
Cierzo

Parcheando

Parcheando

Hace días que no leo la prensa, que no veo los noticiarios, que no escucho la radio. Conocer tantas malas noticias, sufridas ya durante demasiado tiempo, me deprime. Pero hoy me he asomado al quiosco para leer las portadas de los principales periódicos: Rajoy habla de sacrificios, de que no somos libres… Destacadas aparecen las nuevas medidas de ajuste, estas ya no son tijeretazos, son auténticos hachazos. Así las cosas, solo queda inmolarse ante la puerta de Brandeburgo.

Los mercados huelen el miedo y la sangre, son depredadores sin alma a los que nada conmueve, y España es una víctima fácil, tenemos la yugular entre sus fauces y nada los detendrá. Lo peor está aún por venir, porque Rajoy se equivoca, el sacrificio nacional resultará insuficiente. Los 65.000 millones de euros que piensa ahorrar el Ejecutivo en dos años se quedarán cortos. Todas las medidas, durísimas, que se han tomado son parches, paños de agua fría que no remedian el mal. Hemos perdido nuestra soberanía, vivimos condicionados por demandas ajenas que impiden nuestro desarrollo y dañan a los ciudadanos, el estado de bienestar que con tanto esfuerzo logramos alcanzar, se ha esfumado por arte de birlibirloque… La solidez de España, su reputación como país, su solvencia, no se centran tanto en nuestra capacidad para devolver los primeros 30.000 euros destinados a sanear el sistema financiero, sino en que de una vez por todas se acometan las reformas estructurales que el país necesita. La reestructuración ordenada de la Administración, la reforma de la función pública o de la mismísima Constitución, por poner unos ejemplos, se vuelven tareas urgentes ante una pésima gestión que, parcheando, nada solventa.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres