Facebook Twitter Google +1     Admin

Función de un blog

Escribir un blog no sirve para impedir que pasen cosas. Yo puedo accionar la sirena que da la voz de alarma, pero son otros los que deben corregir el rumbo. Son los estadistas los que deben modificar su política, son los asesinos los que deben dejar de matar… y lo más probable es que ni unos ni otros hagan caso de lo que publica un internauta.

Un blog es un organismo vivo, en él se explican hechos reales, que están sucediendo y que son evitables, pero no consigue mejorar las cosas, al menos no con la celeridad que demanda la sociedad. Yo puedo hablar de los ciclistas que circulan por las aceras y ponen en peligro a los peatones, pero no lograré que el Ayuntamiento aplique con más severidad las ordenanzas municipales. Esto sólo se conseguirá si la sociedad asume el problema y lo convierte en una amenaza para la continuidad del alcalde. Para ello es necesario que los vecinos se organicen y luchen frente a la administración y a la justicia. Un artículo en un blog, por si solo, carece de capacidad para cambiar nada. Una cosa es saber lo que ocurre y denunciarlo y otra muy distinta, y mucho más difícil, es hacer algo al respecto.

En el invierno de 2003, meses antes de la invasión de Iraq, escribí sobre el desastre que sería la ocupación, era evidente que los iraquíes no iban a aceptar una democracia a la americana aunque Estados Unidos fuese capaz de eliminar a Saddam Hussein. Cualquiera que estuviera al tanto de lo que acontece en el mundo contemporáneo tenía muy claro que Estados Unidos no podía atacar a un Estado árabe soberano y transformarlo en un estado de la Unión, ni a cambio del mejor modelo de libertad y progreso. No sólo por el orgullo de un pueblo, sino porque la sociedad iraquí, curtida en mil guerras y dividida étnicamente, no estaba preparada para un cambio radical y acelerado. Frente a las mentiras de que Saddam disponía de armas de destrucción masiva y contactos con Al Qaeda, muchos alzamos nuestra voz con escepticismo, insistimos en que la paz sería imposible de ganar, como así ocurrió. Las voces discrepantes de la opinión oficial encontramos hueco en los blogs, desde ellos nos enfrentamos al pensamiento único, pero no pudimos impedir la guerra y sus consecuencias.

Un blog no sirve para nada si los ciudadanos no se suman a las acciones que propone y no son capaces de ejercer sus derechos. Un blog puede abrir debates sobre cuestiones importantes y cubrir ciertas necesidades informativas, pero son los ciudadanos los que tienen que aportar toda su energía para resolver los problemas planteados.

Respuesta a la pregunta de Miguel: ¿Para qué sirve tu blog si nadie te hace caso?
06/06/2005 09:15 Permalink. Artículos


Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris
Plantilla basada en el tema iDream de Templates Next